Todo lo que debes saber sobre el mal de altura o “soroche” y cómo evitarlo

A la hora de viajar es importante estar preparado física y mentalmente para vivir todo tipo de experiencias. A veces nuestro cuerpo no responde de la manera que pensamos o queremos y debemos hacer un pare en el camino para permitirle adecuarse a las nuevas condiciones en las que lo hemos puesto.

Este es el caso del común “soroche” o mal de altura, un malestar físico ocasionado por la dificultad para adaptarse a la falta de oxígeno en la sangre debido a una gran altitud. Es decir, cuando una persona que no está acostumbrada a la altura, se desplaza a un lugar por encima de los 2500 msnm: Puno (Perú), las montañas de Nepal, Jujuy (Argentina), La Paz (Bolivia), entre otros.

Esto no se restringe en ningún momento la idea de conocer esos lugares o realizar una excursión a las montañas, pero quienes viven en lugares sobre el nivel del mar (principalmente), deben estar atentos a los cambios que su cuerpo pueda presentar y a las señales que indican que se padece mal de altura.

Síntomas del mal de altura

  • Mareos
  • Dolor de cabeza
  • Fatiga
  • Indigestión o pérdida del apetito
  • Vómito o náuseas

¿Cuáles son los lugares más altos del mundo?

La lista de países o ciudades con una altura mayor a 2500 msnm es amplia. Por ejemplo, en Bolivia existen más de un millón de regiones por encima de los 4000 metros de altura; en Ecuador se encuentra, Cajabamba, Tisaleo y Mocha; en Perú, además de Cuzco está
Cerro de Pasco, pero el la ciudad más alta en el mundo es Wenquan, en China.

Absolutamente todos los seres humanos pueden padecer los síntomas del mal de altura en estos lugares, aunque los deportistas y escaladores obviamente tienen una ventaja. El malestar no se puede predecir y su manifestación varía en cada persona. Puede incluir diarrea, hinchazón y dificultad para respirar. Asimismo, su duración dependerá de cada cuerpo.

¿Cómo evitar el mal de altura?

Lo mejor para evitar el mal de altura y sentirse mal en el viaje es dedicar un tiempo para que el cuerpo se adapte a las condiciones. Esto puede tomar entre 1-3 días, tiempo en el que se deben seguir algunas indicaciones:

  • Comer sanamente, incluyendo frutas y evitando las grasas
  • No realizar esfuerzos físicos durante el primer y/o segundo día
  • No consumir alcohol ni tabaco
  • Tomar mucha agua
  • Beber mate de coca o masticar las hojas

¡No temas al mal de altura! Sigue los consejos anteriores para disfrutar tu viaje y evitar una mala experiencia debido al “soroche”.

Please follow and like us:

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *